Coca-Cola quiere estar en la felicidad porque la felicidad está en nuestro ADN

125

Francisco Rodríguez, Interactive & CRM de Coca-Cola, habla de la evolución de la comunicación de su empresa con los medios sociales en el e-Show 2012, celebrado en Madrid los días 26 y 27 de septiembre.

“Hay razones para creer en un mundo mejor” fue la campaña de Coca-Cola que revolucionó a los fans de la marca en 2010. Según comentaba Francisco Rodríguez, “es la campaña ideal para iniciar una conversación, pero con esta conversación, la empresa se limitaba a dar solamente un punto de vista”.

Con la aparición de las redes sociales la gente no espera invitación, hablan, aunque no les contesten. En 2011, Coca-Cola creó un centro de interacción con el consumidor, también dispusieron de sus primeros community managers.

Finalmente, fusionaron ambos elementos para poder hablar cara a cara con los consumidores. Fueron más allá creando una nueva versión del “Razones para creer”, “Razones para que los españoles crean en un mundo mejor”. Por primera vez son los usuarios los que alzaban su voz.

Francisco añadía: “Cuando abres tu conversación a los medios sociales también lo abres para recibir críticas”. Es el caso que les ocurrió en Twitter con los indignados del 15-M. Los primeros comentarios que recibía la marca eran totalmente negativos. Hablaron y contestaron a todos los comentarios y como resultado consiguieron que la conversación cambiase el rumbo y la mayoría de los comentarios terminaron siendo positivos. “Entendemos que con esta nueva forma de comunicación, lo que hacemos es explicar mejor de lo que podemos explicarnos en un spot de 45 segundos. Tampoco hay que olvidar que se necesita una autorregulación para trabajar en medios sociales. No todo vale por ser un territorio nuevo”, concluía el profesional. “Y por supuesto, somos nosotros los que podemos hacer un mundo mejor”.