El consumidor español sigue eligiendo formas de pago tradicionales

456

El comercio online es un territorio en continua evolución y con multitud de matices entre tipos de compradores. Lo demuestra el estudio “E-commerce: conociendo al comprador online” que ha elaborado Dentsu Aegis Network (DAN) a partir del análisis de distintas fuentes de información, destacando entre ella CCS Customer Connection System, EGM e IAB. El objetivo de este estudio ha sido conocer mejor al comprador online, descubrir cuántos son, cuántas veces adquiere productos, cuáles son esos productos, así como otros aspectos más personales como su edad, intereses y estilo de vida.

El informe distribuye a los compradores online (analizados de entre más de 28 millones de internautas de 15 a 64 años) de acuerdo a su intensidad de compra online: NON E-BUYER –no compran nada online-; LIGHT E-BUYER –compran a través de Internet una o dos categorías de productos-; MEDIUM E-BUYER – compran de 3 a 5 categorías- y HEAVY E-BUYER –adquieren seis o más.

En comparación con 2016, este año han aumentado tanto los internautas que compran online -un +3,1%, situándose en 16,4M de personas en 2017- como las veces que lo hacen al mes -+2,9 frente a las 2,4 del año pasado-. Asimismo, el gasto medio por transacción es de 80€, 5 € más que hace un año.

Comparativamente con el resto del mundo, España se encuentra en el noveno puesto de compra de artículos por Internet, por detrás de EEUU y por delante de países de nuestro entorno como Portugal, Francia, Bélgica o Italia.

Esta situación destaca aún más a medida que crece la intensidad de compra online. Es decir, en el caso solo de los HEAVY E-BUYERS, por tratarse de grandes usuarios de Internet como canal de compra, presentan un alto uso de los distintos sistema de pago, apareciendo como su preferido en sus compras online el pago con tarjeta (88,6%), seguido del pago con sistemas virtuales tipo Paypal (71,4%) y directamente a través de su app del banco (40,3%).

A fecha de hoy aparecen de forma muy minoritaria el uso de otros métodos de pago de última generación como los bitcoins y el pago a través de RRSS (como SnapCash) que no llegan en ningún caso al 1% de penetración en nuestro país.

Todos los tipos de compradores coinciden en que la contratación de viajes y la compra de entradas para espectáculos son las categorías que adquieren con más frecuencia a través de la Red, un 65,8% y 49,8% respectivamente. A estas se suma la compra de productos tecnológicos (ordenadores y smartphones, cerca de un 80%) y la música (un 70%) en el caso de los HEAVY E-BUYERS. Indagando algo más en cómo es este segmento en particular, el de los HEAVY E-BUYERS, se descubre que destacan por demostrar un claro afán por marcar tendencia y tener una vida emocionante, lo cual les lleva a comprar viajes poco convencionales y están a la última en todo lo que tiene que ver con la Tecnología: el 38,5% afirma que suelen decantarse por las cosas nuevas o diferentes y, si quieren algo no les frena el que no sea fácil de encontrar, al contrario, es un reto, una prueba de que es algo fuera de lo normal y lo busca por todas partes hasta encontrarlo (58,2%).