La publicidad digital en EEUU

37

Según un reciente estudio del Interactive Advertising Bureau los estadounidenses de mayores ingresos, difíciles de alcanzar a través de los medios tradicionales como televisión y radio, abrazan las nuevas tecnologías y sus anuncios más que otros segmentos. Se trata de los integrantes de hogares cuyos ingresos son de al menos 100.000 dólares anuales, y son denominados affluents. Actualmente representan el 21% de los hogares de los Estados Unidos, el 70% de todo el poder de consumo y gastan 3,2 veces más que los demás estadounidenses en las compras, según la encuesta.

La investigación fue realizada online a través de Ipsos Mendelsohn, entre el 22 y el 28 de febrero de 2011. Abarcó un total de 2.088 adultos mayores de 18, de los cuales 1.025 formaban parte de hogares con más de 100.000 dólares o más ingresos anuales, y 1.063 de hogares con menos.
El estudio reveló que el 98 % de los affluents usan Internet, contra el 79% de la población general. Invierten 26,2 horas promedio semanales, que también superan a las 17,6 que pasan mirando televisión y las 7,5 escuchando radio. El la población en general, en cambio, invierten alrededor del doble de tiempo en tele y radio (34 y 16 horas semanales, respectivamente), y 21,7 horas en Internet.
Según Sherrill Mane, vicepresidente senior de Servicios Industriales del IAB, este grupo de consumidores, “no sólo controlan la mayor parte del poder de consumo, sino que pueden ser la clave para sacar a nuestra economía de la recesión”.
Por el hecho de ser usuarios de Internet más intensos, los affluents están más al tanto de las marcas, productos y servicios anunciados. El 88% de ellos recuerda haber estado expuesto a uno o más anuncios digitales durante la última semana, en comparación con el 84% de los usuarios de Internet de menos recursos. Dentro de estos grupos, el de mayor ingreso recordó 21,1 anuncios en promedio, en comparación con 20,2 para los no-affluents. Además, los primeros se mostraron más dispuestos que los segundos a estar al tanto de nuevos productos, nuevas empresas y nuevos sitios web después de ver un comercial digital.
Además, el 59% de los affluents reconoció haber tenido alguna acción en base a un anuncio digital en los seis meses precedentes.