Los españoles reducen el uso del teléfono un 7% en lo que llevamos de verano

312

Vacaciones es sinónimo de desconexión, aunque desde la irrupción de los teléfonos móviles y los smartphones es cada vez más complicado. Los terminales se han convertido en una herramienta imprescindible en casi todos los aspectos de la vida diaria, entre los que se incluye el trabajo. Por ello aun estando en vacaciones la desconexión total del trabajo no es algo sencillo y a los españoles les cuesta conseguirlo.

Según los datos obtenidos por Smartme Analytics, el uso del teléfono móvil entre los españoles ha disminuido sólo un 7% en lo que llevamos de verano. En concreto se le dedica al smartphone una media de 1 hora y 59 minutos desde que comenzó la estación. Una frecuencia similar a la del resto del año que está en torno a las 2 horas y 8 minutos diarios según la información recogida gracias a la monitorización del uso real del teléfono realizada por Smartme Analytics entre sus usuarios.

Al profundizar los usos que se hacen del móvil en estas fechas, sorprende ver cómo los españoles en estos días reducen el tiempo dedicado a actividades de ocio y entretenimiento, pero mantienen el mismo uso de las aplicaciones relacionadas con el trabajo. En efecto, el tiempo dedicado a juegos o apps de medios de comunicación en el móvil baja un 13% y un 24% respectivamente. Con más actividades de ocio al alcance en verano, el teléfono no resulta tan necesario para cubrir esta necesidad como el resto del año.

Por el contrario, las aplicaciones más relacionadas con el trabajo mantienen sus cifras, algo normal en el caso de Whatsapp al no tener un marcado carácter laboral pero no tan corriente en el caso del correo electrónico. En concreto los españoles dedican 25 minutos al día a estas aplicaciones, una cifra prácticamente idéntica a la del resto del año que refleja cómo muchas personas no consiguen desconectar del trabajo por muy lejos de la oficina que estén.